1 de noviembre de 2015

Calaveras del Ateneo Literario

LA PARCA EN EL ATENEO


Por Alicia Leonor

La Parca llega al Ateneo,
se va directito  a Miguel;
le dice: tú a mí me gustas
pa bailar tangos de Gardel.

Ya bailando me dedicas
unos poemas y, tal vez,
mejor me llevo a Ramiro
y nos tomamos un jerez.

Si él me compone un soneto
contando las sinalefas,
lo dejo, y mejor me cargo
a todas las bellas poetas.

Y si Félix se atraviesa,
porque siempre anda corriendo,
lo mando a las tortuguitas
todos nos vamos comiendo.



CALAVERA A MIGUEL GUERRA


Por Ramiro Rodríguez

Cuando Miguel estudiaba
para un examen final,
llegó la Huesuda necia
para sellar la amistad.

—Vente conmigo, Poeta,
que tu momento llegó;
los lectores ya te esperan
en el triste panteón.

—Espera, Catrina flaca,
todavía no es el tiempo,
mejor busca a otros poetas
que adornen el cementerio.

Los bardos del Ateneo
ya viven en camposanto;
ni Miguel ni los mayores
de la Parca se salvaron.


Imágenes: José Guadalupe Posada

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada